EGIPTO: UN GOLPE DE ESTADO MILITAR PURO Y DURO, HIPOCRESÍAS APARTE 



LO DE EGIPTO ES UN GROSERO GOLPE MILITAR 



Por Manuel Zaguirre, ex Secretario General de la USO y militante del Frente Cívico - Somos Mayoría
Rebanadas de Realidad –
Inspirado por los mismos arrogantes y serviles de los arrogantes que han secuestrado el avión presidencial de Evo Morales, concitando así la condena unánime de toda América Latina y la solidaridad de ésta con Bolivia y su Presidente democráticamente electo.
Quienes me conocen saben que me da grima la mezcolanza de política y religión; y eso vale para el catolicismo, el islam, el judaísmo…
Dejando esto muy claro, que quede muy claro también que lo de Egipto es un vulgar y grosero golpe de estado militar contra un presidente electo por el pueblo. Por una parte de él, claro; otra parte está en contra, como en cualquier democracia más o menos formal. Y como en cualquier democracia más o menos formal pues se espera uno y echa a la calle al gobierno en cuanto se reabran las urnas.
En España es evidente que Rajoy no tiene ni de lejos el apoyo mayoritario para gobernar y hacer los disparates que está haciendo, y es evidente también que en España han habido momentos recientes que se ha movilizado mucha más gente que en Egipto estos días... y a nadie se le ocurre pensar que el ejército español deba destituir a Rajoy.
Salvada toda la distancia que quieran hay plena similitud entre lo sucedido en Egipto y lo que en modo alguno debe suceder en España... ni en ninguna otra parte.
Además de lo dicho, que no es más que mi opinión, estas cosas, estos golpes se pagan en forma de aumento imparable del integrismo islámico en aquellos países donde se le echó del poder con la fuerza de las armas de los ejercitos al que llegó con la fuerza de los votos.
Porque esa es otra: Egipto es un caso más de una sucesión de ellos. Antes fue Argelia, o Marruecos, o Palestina, o Libia si alguna vez se abren las urnas, o los emiratos, o algunos países africanos islamistas.
Los USA y algunas potencias europeas que están detrás de todo esto tendrán ocasión de comprobar que en Egipto el islamismo crece y se radicaliza y, si alguna vez vuelven a abrirse las urnas y se les permite presentarse libremente, mejorarán sus resultados electorales. Ahora tienen, además, la palanca del victimismo y el odio por el enésimo golpe de estado para echarlos del poder.
Para que no haya la menor duda: Insisto que me repugnan los integrismos religiosos convertidos en doctrinas políticas o sociales. Y especialmente el integrismo islámico por lo que tiene de opresivo para la mujer y de peso muerto para el progreso, la liberación y la modernización de las sociedades árabes y musulmanas en general... Exactamente igual que el integrismo cristiano hace unos siglos... o apenas unas décadas en España...
Pero es de sentido común que ese integrismo se ha de combatir con las armas de la democracia, la razón, el conocimiento, el laicismo, la pedagogía social y educativa de la tolerancia, el pluralismo...
¿En qué cabeza cabe, salvo en una muy cínica, afirmar que venimos a impulsar la democracia en Egipto a base de derribar con un golpe de estado la poca democracia que hay...?
Por supuesto, sé que esta toma de posición me va a traer algunos problemas, porque en Europa, y mucho más en España, la tendencia oficial es justificar el golpe en Egipto en nombre de una democracia venidera. Tendrán tiempo de arrepentirse de tanto error fruto de la arrogancia, pues los militares egipcios no tienen ninguna prisa por abandonar el poder golpista. Pero bueno, a cierta edad no le queda a uno más que una poca coherencia y una poca libertad de pensamiento.