ÉTICA, PERIODISMO Y DEMOCRACIA 



¿LOS MEDIOS SON OBJETIVOS Y TRANSPARENTES? 



Yuyak Ecuador

María Eugenia Claros Bravo
Directora Periódico Visión z
Santa Cruz-Bolivia

Los medios se muestran objetivos, neutrales y transparentes. Es irrefutable esto?
El periodista cuando encuentra un hecho noticioso y lo transforma en noticia, sin proponérselo, incorpora una infinidad de factores propios de su forma de ser, de pensar y de sentir, consecuentemente sin proponérselo siquiera ingresa en el campo de la subjetividad. Descartada la objetividad.

Estamos frente a un periodismo mediocre porque se sacraliza la primicia y se sataniza la noticia. Todo orientado al sensacionalismo antes que al profesionalismo. Descartada la transparencia.

Hace poco en una entrevista de radio, me preguntaron que hacer frente a esto? Sin dudar un segundo, manifesté lo que creo que tiene que ocurrir a mi juicio. La población que oye, escucha y lee, tiene que tomar partido de su derecho que tiene, a estar bien informado. La indiferencia no nos conduce a nada.

El pueblo tiene que exigir un periodismo comprometido con la verdad, la justicia y la razón.

El periodista tiene que hacer del hecho informativo un deber responsable hacia la sociedad.

El periodista tiene que ser un investigador consecuente, un fiscalizador valiente, y un cuestionador desafiante.

Permítaseme hacer referencia de manera puntual y concreta, a un elemento de análisis profundo y que es motivo de preocupación permanente.

Existimos periodistas de diversas tendencias ideológicas, no obstante, desarrollamos nuestro trabajo dentro del marco ético. Vende tu trabajo pero no tu conciencia.

Quien escribe estas líneas tiene el privilegio de ser Directora de un órgano impreso de corte alternativo. Apostamos por un proyecto de cambio político nacional y latinoamericano. Aclaro simplemente para quienes cuestionan mi convicción ideológica.

El enemigo político tiene un olfato social muy perspicaz. Siempre se guía por sus intereses mezquinos, tramposos y adopta una actitud dual.
Los revolucionarios se guían por sus intereses sociales.

Ahí la labor del periodista, su trabajo tiene que ser guiado por grandes sentimientos de amor a la patria y el respeto a la sociedad.