LA CIUDAD RUSA DE EKATERIMBURGO PODRÍA SER SEDE DE LA EXPOSICIÓN UNIVERSAL 2025 



PARIS, OSAKA Y BAKÚ TAMBIÉN SON CANDIDATAS PARA EL EVENTO 



“Cambiando el mundo: innovaciones inclusivas" es el lema con el que Rusia presentó la candidatura de la ciudad de Ekaterinburgo, para organizar la Exposición Universal de 2025 que, según el ministro Dimitri Medvédev, debería desarrollarse entre el 2 de mayo y el 2 de noviembre de ese año. A más de Ekaterimburgo, la ciudad francesa de París, la japonesa Osaka, y la azerbaiyana Bakú optarán por ser la sede de la Exposición Universal de 2025, de conformidad con la información oficial difundida por la Oficina Internacional de Exposiciones (BIE).
Las candidaturas presentadas por Francia en noviembre de 2016 y Japón a finales del pasado mes abril, más Rusia y Azerbaiyán que decidieron participar en el concurso abierto, podrán defender sus proyectos hasta noviembre de 2018, cuando los 170 países que componen la Exposición Universal se reúnan en la Asamblea General No. 164 para decidir la ciudad que será sede del trascendental evento que convoca a millones de personas de todo el mundo.
Refiriéndose a la presentación de la candidatura de Ekaterimburgo, el secretario general de la Oficina Internacional de Exposiciones (BIE, por sus siglas en inglés), el español Vicente González Loscertales, en un comunicado expresó: "Esta tercera candidatura demuestra el alto grado de interés que suscita la organización de Exposiciones Universales".
En noviembre de 2016, fue presentada la candidatura de París para ser la sede de la Exposición Universal de 2025, con el tema "Compartiendo conocimientos, cuidando nuestro planeta", muy a tono con la cultura y el Acuerdo de París sobre el cambio climático que fue abandonado con toda ignorancia y prepotencia por Donald Trump.
Japón presentó a finales del pasado abril su candidatura para Osaka bajo el título "Concebir la sociedad del futuro, imaginar nuestra vida mañana", un evento que tendría lugar desde el 3 de mayo al 3 de noviembre de 2025.
La última Exposición Universal se celebró en la ciudad italiana de Milán en 2015, bajo el tema "Alimentar el planeta, energía para la vida".
La próxima tendrá lugar en la ciudad de Dubai, en los Emiratos Árabes Unidos (EAU), entre el 20 de octubre de 2020 y el 10 de abril de 2021, y llevará por título "Conectar mentes, crear el futuro".
De esta manera París, Osaka, Ekaterimburgo y Bakú optarán a la Exposición Universal de 2025, según oficializó la Oficina Internacional de Exposiciones (BIE) al término del plazo para postular.
El secretario general del BIE, Vicente G. Loscertales, en un comunicado difundido por varias agencias internacionales de información "dio la bienvenida a estos cuatros aspirantes" que, a su juicio, evidencian "el fuerte interés y entusiasmo por albergar las exposiciones universales en todo el mundo".
“Paris, la capital de Francia ha sido la sede de siete Exposiciones Universales, entre ellas la de 1889, para la cual fue erigida la icónica torre Eiffel, uno de los monumentos más visitados del mundo.” Parecería lógico que Paris, por ser tantas veces la sede de la Exposición Universal, renuncie esta vez a su participación para que de paso otras ciudades como la rusa Ekaterimburgo que también tienen derecho a ese escogimiento.
¿QUÉ ES LA EXPOSICIÓN UNIVERSAL?
Varios autores informan que la Exposición Universal es el nombre genérico de varias exposiciones de gran envergadura celebradas por todo el mundo desde la segunda mitad del siglo XIX. La organización que se ocupa oficialmente de nombrar las ciudades organizadoras de este tipo de eventos es la Oficina Internacional de Exposiciones (BIE).
Los historiadores y la información oficial del BIE señalan que las exposiciones aprobadas por el BIE pueden ser consideradas Registradas (también denominadas "universales" o "mundiales" para fines de promoción e información), con una duración mínima de 6 semanas y máxima de 6 meses, o Reconocidas (llamadas "internacionales" para fines de promoción e información), con una duración de entre 3 semanas y 3 meses. No obstante, cualquier país o ciudad puede organizar ferias y exposiciones similares sin el patronazgo del BIE.
“El concepto de exposición universal contribuyó fuertemente a la comunicación social de los logros imperialistas, al incorporarse como curiosidades elementos etnográficos propios de las culturas dominadas por parte de las grandes potencias imperiales. De este modo, en estas mega ferias se mostraban los grandes avances de la invención tecnológica al lado de las últimas expresiones (aceptadas por la Academia) del arte.
Las Exposiciones Universales se originaron en la tradición francesa de exposiciones nacionales, una tradición que culminó con la exposición industrial francesa de 1844 celebrada en París. Esta feria fue pronto seguida por otras exposiciones nacionales en la Europa continental y, finalmente, el Reino Unido.
La primera Exposición Universal se celebró en el Palacio de Cristal en Hyde Park, Londres, Reino Unido, en 1851, bajo el título "Gran Exposición de los Trabajos de la Industria de Todas las Naciones". La Gran Exposición surgió a raíz de que el príncipe Alberto, esposo de la reina Victoria, visitara la exposición industrial de París, y de que Henry Cole le hiciera ver la importancia de hacer una para Londres. Se decidió darle un carácter internacional y por lo general se considera como la primera exposición internacional de productos manufacturados. Influyó en el desarrollo de varios aspectos de la sociedad, incluyendo la educación artística y de diseño, el comercio y las relaciones internacionales, y el turismo. Esta exposición fue el precedente más obvio para exposiciones internacionales posteriores.
Desde su creación en 1851, el carácter de las exposiciones internacionales ha evolucionado. Tres épocas se pueden distinguir: La era de la industrialización, la era de intercambio cultural, y la era de las marcas-nación.
ERA DE LA INDUSTRIALIZACIÓN
En esta era (que abarca de 1851 a 1933), las exposiciones mundiales estaban centradas fundamentalmente en el comercio y la presentación de avances tecnológicos. Estas exposiciones fueron la plataforma donde se reunió el estado de la técnica de la ciencia y la tecnología. Inventos como el teléfono fueron presentados en esta etapa. Una parte importante de la imagen de las exposiciones mundiales proviene de esta época.
ERA DEL INTERCAMBIO CULTURAL
En esta era (que abarca de 1933 a 1988), las exposiciones mundiales estuvieron centradas en temas específicos de importancia cultural, pronosticando un futuro mejor para la humanidad. Los avances científicos y tecnológicos siguieron siendo importantes, pero no como los ejes de las exposiciones. Las exposiciones mundiales en esta etapa impulsaron la comunicación intercultural para el intercambio de innovación.
ERA DE LA MARCA-NACIÓN
En esta era (que abarca de 1988 en adelante), los países participantes utilizan las exposiciones mundiales como una plataforma para mejorar sus imágenes nacionales por medio de sus pabellones. En un mundo donde una fuerte imagen nacional es un activo clave, los pabellones se convirtieron en instrumentos publicitarios para promover sus marcas-nación. Aparte de razones culturales y simbólicas, los países organizadores (y también las regiones y ciudades que albergan los expos) usan las exposiciones mundiales para promoverse a sí mismos. (/Mayor información podría encontrar en Wikipedia).
Actualmente, las exposiciones mundiales incorporan elementos de las 3 épocas mencionadas. Presentan nuevos avances en ciencia y tecnología, facilitan el intercambio cultural y promocionan ciudades, regiones y países.
EN EKATERINBURGO SE ENCUENTRAN DOS CONTINENTES EN UNA SOLA CIUDAD
Ekaterimburgo es una extraordinaria ciudad en la que se encuentran dos continentes: Europa y Asia. Está ubicada en el centro de la región de los Urales, al pie de la cordillera que se constituye en la frontera natural entre Europa y Asia. “A unos catorce kilómetros de la ciudad se encuentra el monumento Europa-Asia, muy popular entre los turistas porque da la oportunidad de estar con un pie en el continente europeo y con otro, en el asiático.”
Ekaterimburgo, por su ubicación geográfica, en la parte oriental de la cordillera de los Urales, es el centro de la Federación Rusa. La ciudad tiene cerca de 1,5 millones de habitantes. “Si la candidatura rusa es elegida por el BIE, el país acogerá por primera vez en su historia, una Exposición Universal que se celebraría entre el 2 de mayo y el 2 de noviembre de 2025, según la carta de solicitud enviada por el primer ministro ruso, Dmitri Medvédev.”
Eta acogedora ciudad, ubicada en el centro-oeste de Rusia, es la capital del óblast de Sverdlovsk y del distrito federal del Ural. Es la cuarta ciudad más poblada de la Federación Rusa después de Moscú, San Petersburgo y Novosibirsk. Fue fundada el 18 de noviembre de 1723 por Vasili Tatíschev y Georg Wilhelm de Gennin). Tiene una superficie total de 490 km². Se encuentra situada en la parte oriental de la cordillera de los Urales, por lo tanto, en el sector asiático de Rusia.
En estos tiempos Ekaterimburgo se ha convertido en el “centro administrativo, industrial, cultural, científico y educativo de la región. La Academia de las Ciencias de Rusia tiene en Ekaterimburgo la sede de su rama de los Urales y cuenta con varias instituciones científicas y educativas como la Universidad Técnica Estatal de los Urales. La ciudad dispone del Aeropuerto Internacional de Ekaterimburgo-Koltsovo y un sistema de metro inaugurado en 1991. También es una importante parada del ferrocarril Transiberiano. En Ekaterimburgo se encuentra la Comandancia del Distrito Militar Volga-Urales de las Fuerzas Terrestres de Rusia.
Si se revisa la historia de la ciudad se encontrará que en la década de 1920 Ekaterimburgo se transformó en un importante centro industrial de Rusia. En esta ciudad fue construida la fábrica de maquinaria pesada más grande de Europa, la Uralmash que literalmente sería "Planta de Construcción de Maquinaria de los Urales".
A partir de 1924 y hasta 1991, la ciudad utilizó el nombre de Sverdlovsk en honor al político soviético Yákov Sverdlov.
“Durante la Segunda Guerra Mundial, muchas instituciones técnicas gubernamentales, así como fábricas enteras, fueron evacuadas a Ekaterimburgo de las áreas afectadas por la guerra (sobre todo Moscú) y muchas permanecieron en Ekaterimburgo después de terminado el conflicto bélico.
En 1991, la ciudad recuperó su nombre tradicional, aunque su región o provincia (óblast) ha seguido conservando el viejo nombre de Sverdlovsk.
“La ubicación geográfica de Ekaterimburgo fue muy rentable a lo largo de la historia de Rusia y provocó un impacto positivo en el desarrollo de la ciudad. La ciudad está situada en los Urales Medios, donde las montañas son poco elevadas, lo que sirvió como condición favorable para la construcción de rutas de transporte desde Ekaterimburgo a las principales ciudades de Rusia central y Siberia (gracias principalmente al Transiberiano).
Se afirma que la ciudad se destaca por ser, entre las que pertenecieron a la antigua Unión Soviética, la que cuenta con mayor densidad de centros comerciales: este hecho puede dar una idea del floreciente desarrollo que ha estado experimentando durante los últimos años. Además, produce maquinaria pesada, acero, sustancias químicas, neumáticos, y petróleo. El tallado de gemas es una industria ligera bien desarrollada.
EDUCACIÓN
El 16 de julio de 1914 se estableció la primera universidad de la ciudad, el Instituto de Minería de los Urales, fundado por el emperador Nicolás II, lo que en la actualidad es la Universidad Estatal de Minería de los Urales. El 5 de marzo de 1930, de acuerdo con la decisión de la Junta del Comisariado del Pueblo de Correos y Telecomunicaciones se fundó el primer centro para la formación de especialistas de la ciudad en el campo de las comunicaciones: la Facultad de Comunicaciones y Energía de Sverdlovsk (actualmente Instituto de Comunicaciones e Informática de los Urales). La primera universidad apareció en Ekaterimburgo después del decreto gubernamental de la República Socialista Federativa Soviética de Rusia firmado por Vladímir Lenin el 19 de octubre de 1920 en lo que hoy es la Universidad Estatal de los Urales M. Gorki.
En cuanto a los títulos expedidos por universidades de Ekaterimburgo, la ciudad se encuentra entre las punteras del país, ya que el número de graduados en universidades de Ekaterimburgo sólo es superado por el de las universidades de Moscú y San Petersburgo. En la actualidad, la ciudad cuenta con 20 universidades estatales propias, donde están matriculados más de 140 000 estudiantes. Además, la ciudad abrió 14 universidades privadas, entre ellas una agencia del gobierno local, la Academia de Arte Contemporáneo de Ekaterimburgo, y una eclesiástica, el Seminario de Ekaterimburgo.
Con sus 16 universidades públicas y academias educativas, así como por el número de instituciones de enseñanza superior privadas (2005), Ekaterimburgo es considerada el centro principal educativo y científico de los Urales.
Entre estas instituciones se encuentran la Universidad Federal de los Urales (reorganizada con la Universidad Estatal de Los Urales y la Universidad Técnica Estatal de los Urales), Universidad Estatal Pedagógica de los Urales, Universidad Estatal de Silvicultura de los Urales, Universidad Estatal de Minería de los Urales, Universidad Estatal de Transporte Ferroviario de los Urales, Universidad Estatal Rusa de Pedagogía Profesional, Universidad Estatal de Economía de los Urales, Instituto Militar de Artillería, Conservatorio Estatal de los Urales, Academia Estatal de Agricultura de los Urales, Academia Estatal de Derecho de los Urales, Academia Estatal de Medicina de los Urales, Academia Estatal de Artes Escénicas de los Urales, Academia de Servicio Público de los Urales, el Instituto de Relaciones Internacionales de Ekaterimburgo y la Academia de Arquitectura de los Urales.
CIENCIA
Ekaterimburgo es el cuarto mayor centro de investigación del país después de Moscú, San Petersburgo y Novosibirsk. La Academia Rusa de Ciencias, a través de su Campus de los Urales (UB RAS), tiene numerosos institutos de investigación científica situados en Ekaterimburgo. En total hay 45 institutos de investigación y cerca de cien organizaciones de diseño e ingeniería en la ciudad. En 2007, sobre la base de la Universidad Estatal de los Urales abrió sus puertas un moderno centro de nanotecnología que ya ha introducido una serie de sus desarrollos en exposiciones a nivel regional y nacional, y recibió, en marzo de 2009, el certificado de competencia de la Corporación Estatal Rusnano (Corporación Rusa de Nanotecnología)
TRANSPORTE
Ekaterimburgo es el tercer mayor centro de transporte de Rusia después de Moscú y San Petersburgo. En Ekaterimburgo confluyen seis carreteras federales, siete líneas de ferrocarril —forma parte, entre otros, de la ruta de los ferrocarriles Transiberiano, Transmongoliano y Transmanchuriano— que salen desde la Estación de ferrocarril de Ekaterimburgo, y cuenta con el Aeropuerto de Ekaterimburgo-Koltsovo, el tercer aeropuerto más transitado del país. La formación de Ekaterimburgo como un importante centro de transporte regional se debe, en gran parte, a la favorable ubicación geográfica de la ciudad en una pequeña zona de los Montes Urales, a través de la cual pasan las rutas que conectan la Rusia europea con Siberia.
En la ciudad se dan prácticamente todos los tipos de transporte público. Desde 1991 los ekaterimburgueses disponen del Metro de Ekaterimburgo, que cuenta con nueve estaciones repartidas por la ciudad en una sola línea. Cada año, aumenta el volumen de pasajeros en el suburbano y en 2007, se registraron 46,4 millones de pasajeros. En la actualidad es el tercer metropolitano más grande de Rusia después del Metro de Moscú y el de San Petersburgo. El tranvía en la ciudad apareció en 1929 y actualmente juega un importante papel en el sistema de transporte urbano. El volumen de pasajeros transportados al año es de 188,2 millones de personas, pero cada año que pasa su tasa se reduce y en 2003 eran 245 millones de pasajeros.
A partir de 2009 operan 29 rutas con 457 vehículos. La longitud total de las rutas es de 183,2 millas.
En Ekaterimburgo, hay 45 líneas urbanas de autobuses y son más de diez las rutas comerciales. En 2007 las comunicaciones interurbanas de autobuses municipales llevaron a 114,5 millones de pasajeros (desde 2006 hasta 124,6 millones de pasajeros). La disminución se explica por el creciente papel de los taxis en el transporte de la ciudad de Ekaterimburgo. El trolebús existe en Ekaterimburgo desde 1943, dispone de 19 rutas y de 266 trolebuses. La longitud total de líneas de tranvía es de 160 km.
DEPORTES
Ekaterimburgo será una de las sedes de la Copa Mundial de Fútbol de 2018. Uno de los mejores equipos de baloncesto femenino de Europa, el UMMC Ekaterimburgo, es el principal equipo de la ciudad. La Final Four de 2011 se disputó en el DIVS Sport Hall de Ekaterimburgo del 8 al 10 de abril, edición en la que participaron el Spartak Moscow Region (Rusia), el Ros Casares Valencia (España) y el Halcón Avenida Salamanca (España).
REFERENCIAS
Real Academia Española (2005). «Ekaterimburgo». Diccionario panhispánico de dudas. Madrid: Santillana. Consultado el 25 de septiembre de 2012.
Perviy Kanal, ed. (25 de diciembre de 2009).
NTV, ed. (15 de junio de 2009). Consultado el 7 de enero de 2012.
Sitio web de Ekaterimburgo (ed.). «Ekaterimburgo on the map of Russia» (en inglés). Consultado el 10 de enero de 2012.
Óblast de Sverdlovsk (ed.). Consultado el 8 de enero de 2012.
LUGARES DE INTERÉS
Hoy en día Ekaterimburgo sigue siendo un gran centro industrial. También se desarrollan con intensidad otros sectores y el comercio. En 2010, según la revista Forbes, Ekaterimburgo figuraba como una de las tres mejores ciudades rusas para hacer negocios.
La imagen de la ciudad es muy moderna. Por ejemplo, cuenta con el rascacielos más alto del país fuera de los confines de Moscú. El edificio forma parte de un centro comercial y su altura alcanza los 188,3 metros.
La avenida de Lenin (Léninski prospekt) es la principal arteria vial de Ekaterimburgo y se extiende por la ciudad de este a oeste a lo largo de 4,6 kilómetros. Uno de los lugares que más visitas atrae es el dique sobre el río Iset. Esta obra de ingeniería fue construida en el año 1723 para dar energía a la primera planta metalúrgica de la ciudad. Hoy día es un lugar tradicional donde se organizan festejos populares. Cerca del dique se encuentra el monumento a los fundadores de Ekaterimburgo: Vasili Tatíschev y Gueorg Vilguelm de Guennin.
La joya del conjunto arquitectónico del dique en el río Iset y uno de los edificios más bonitos de la avenida de Lenin es la casa de Sevastiánov, una mansión construida en la primera mitad del siglo XIX a las orillas del embalse que forma el dique. El edificio, incluido en la lista del patrimonio arquitectónico nacional, fue construido en un estilo ecléctico con elementos neogóticos y no tiene análogos en la arquitectura de los Urales.
En el centro de la ciudad se encuentra el Teatro Nacional de Ópera y Ballet, uno de los mejores y más antiguos en Rusia. Es un gracioso edificio construido en el estilo barroco. En cuanto a la vida teatral en general, Ekaterimburgo es la tercera ciudad de Rusia por cantidad de teatros tras Moscú y San Petersburgo.
Frente a este teatro está ubicado uno de los más prestigiosos centros de educación superior y de investigaciones científicas del país: la Universidad Federal de los Urales. Fue fundada en 2010 a partir de dos centros de educación superior que ya funcionaban desde los años 20 del siglo pasado. En Ekaterimburgo existe un gran número parques, entre los que destaca el bosque Shartáshski. Este recibió su nombre del lago Shartash, situado en su territorio.
Otro lugar de interés en este gran parque son las antiguas rocas de granito. Su imagen lisa y horizontal se formó como resultado de la actividad del viento, el agua y los cambios en la temperatura del aire. Este parque es uno de los lugares favoritos de los ekaterimburgueses para dar paseos a pie, en esquíes o en bicicleta, para ir de merienda o para que los niños se diviertan al aire libre.
A los visitantes les suelen atraer también los monumentos más curiosos de la ciudad. A orillas del Iset está instalado un gigantesco teclado de ordenador del tamaño de treinta teclados normales. Las 86 teclas de hormigón que lo componen, además de reproducir con exactitud este imprescindible instrumento de hoy en día, son bancos donde pueden descansar los transeúntes. Está considerado el teclado más grande del mundo.
En el centro de la ciudad, frente a la biblioteca municipal, hay un monumento que tampoco tiene análogos. Se trata de un pedestal de bronce de un metro cuadrado con las huellas de dos pies. El monumento está dedicado al hombre invisible, personaje de la novela del escritor de ciencia ficción británico Herbert Wells”, según la información oficial disponible.
Ekaterimburgo podría ser la sede de la Exposición Universal 2025, para lo cual deberá competir con París, Osaka (Japón) y Bakú. Para que ello ocurra, deberá obtener la mayoría de los votos durante la realización de la Asamblea General de la Oficina Internacional de Exposiciones que se efectuará en noviembre de 1918.
Sin duda, Ekaterimburgo tiene sobrados méritos para convertirse en sede de la Exposición Universal de 2025, si se considera, también que, en los últimos años, Rusia ha sido sede de importantes eventos internacionales entre los que constan la final de la Liga de Campeones de la Unión de Federaciones de Fútbol Europeas (2008), la Cumbre de Cooperación Económica Asia-Pacífico de 2012, la Cumbre del G-20 de San Petersburgo y el Campeonato Mundial de Atletismo, ambas realizadas en 2013, así como los Juegos Olímpicos y los Paralímpicos de Sochi 2014 y la Copa Mundial de Fútbol que se realizará en el 2018

TRIBUNAL DIGNIDAD, SOBERANÍA, PAZ CONTRA LA GUERRA
Correo electrónico: tribunalpazecuador@ yahoo.com