PRESIDENTE CORREA SE DESPIDE DE SUS SABATINAS CON UN RECUENTO DE INSULTOS A LA PRENSA Y LA RUPTURA DEL NOVENO PERIÓDICO 



CORREA SIEMPRE ATACÓ A LA PRENSA 



FUNDAMEDIOS
Con la novena ruptura de un ejemplar de un periódico, el presidente Rafael Correa concluyó su última sabatina del 20 de mayo de 2017. En ella, también arremetió en contra de los medios privados, a los que tildó de "sinvergüenzas" y "corruptos" y descalificó a los periodistas, a quienes describió como "periodistas rockola que les ponen una moneda y tocan el disco que les pidan".

Diario La Hora fue el periódico escogido para su ruptura, con la justificación de dar a la prensa "material para el próximo lunes". En ese contexto, el Primer Mandatario saliente atacó a la prensa escrita al asegurar que "a nivel escrito se pelea (en corrupción) La Hora, El Universo y El Expreso que sacó un compendio de lo peor de los enlaces ciudadanos. Cómo disque calumniaba, insultaba, invitaba a golpes y a periódicos" . Bueno para que tengan material para el próximo lunes, aquí está diario La Hora, que entiendan que ya no sorprenden a nadie", apuntó, mientras rompía el ejemplar.

Antes de esto, la estación televisiva Teleamazonas, fue atacada, al ser calificada como la "mejor representante de la prensa corrupta", a nivel de canales de televisión. Sin embargo, Ecuavisa tampoco se salvó del ataque, al ser tildada de "sinvergüenza", por haber divulgado los resultados de la encuesta a boca de urna de la empresa Cedatos, la cual dio como ganador al candidato de oposición Guillermo Lasso.

Al respecto, el Presidente insistió que nunca antes se había visto algo así que un canal como Ecuavisa haya presentado "resultados falsos" para beneficiar a su candidato. "Son unos sinvergüenzas, qué vergüenza y a diferencia de Rafael Cuesta de Canal Uno, que renunció por ese error, estos prepotentes, vanidosos ni siquiera han pedido disculpas. Esa es la prensa que enfrentamos día a día y hemos enfrentado estos 10 años y se jactan de honestos y a mi no me van a convencer con votos ni con cara de circunstancias. Seguirán siendo sinverguenzas compañeros", apuntó.

Además de estos ataques, en el último Enlace Ciudadano, el N°523, se dedicó el segmento a la "Libertad de Expresión" para recordar lo que el Presidente llamó "las mentiras de la prensa corrupta mercantil". El recuento lo dividió en cuatro vídeos, ordenados por años, mientras Aseguraba que los dueños de los medios de comunicación creen que la información es mercancía y que pueden informar lo que les den la gana. "Eso se llama manipulación, censura".

En ese contexto comparó a la información con el servicio de agua, al mencionar que es un servicio público. "Así son de prepotentes y de arrogantes sobre todo los dueños de los medios de comunicación. Creen que como es su empresa yo puedo presentar la información como me dé la gana y eso se llama manipulación, censura y atentado a los derechos de los ciudadanos. Por eso la información es un servicio público como el agua potable, es tan vital para la vida que si hay una empresa privada que provee agua potable no puede hacer lo que le da la gana. Debe haber control de calidad, debe garantizar el servicio. No puede ser que me cae mal ese tipo y le corto el agua porque es demasiado importante el agua. Lo mismo para la educación, la salud. No están vendiendo una simple mercancía. Deben estar regulados por el Estado porque es un servicio público. Deben cumplir con el plan del Gobierno Nacional en el caso de colegios y clínicas privados porque el derecho a la educación y a la salud es un derecho fundamental del ser humano. Lo mismo la información. No es una simple mercancía, pero no lo entienden..."

Como mensaje final, señaló que: "Estos 4 años que vienen deben ser de reflexión, un crecer de conciencia política, a no dejarse manipular de la prensa mentirosa y a rechazar a estos mentirosos. Acuerdénse lo que dijeron de la ley de Comunicación y no en defensa de los derechos de los ciudadanos sino en defensa de la patente de corso que quieren mantener los dueños de los medios para hacer lo que les da la gana. Quieren ser un poder sin contrapoder. Dijeron que iban a cerrar los medios y todo fue mentira". No obstante, desde la vigencia de la Ley de COmunicación se cerró el Diario Hoy de Quito, Revista Vanguardia, el único medio impreso de investigación y varios noticieros y radios han salido del aire.

Cabe anotar que con esta última sabatina, ya suman nueve veces que el presidente Rafael Correa ha roto un periódico. La ruptura más reciente ocurrió el 14 de enero de 2017 con un ejemplar de diario Expreso, en su Enlace Ciudadano N° 508. La primera vez lo hizo durante su enlace No 208 del 12 de febrero de 2011 con un ejemplar de diario La Hora; la segunda el 17 de diciembre de ese mismo año, durante su Enlace Ciudadano No 250, cuando rompió un ejemplar de El Universo, la tercera, el pasado 26 de mayo de 2012 otro ejemplar de La Hora, la cuarta vez fue el 24 de noviembre de 2012, Correa rompió un ejemplar de diario El Universo; la quinta, el 21 de septiembre de 2013, con ejemplares de los diarios El Comercio, Hoy y La Hora y la sexta, el 1 de noviembre de 2014, con otro ejemplar de diario La Hora y la séptima con un ejemplar de diario Expreso, el pasado 16 de mayo de 2015.

El editor general de Diario la Hora, Luis Vivanco, en un tuit comentó "Que el Presidente rompa un ejemplar de @lahoraecuador en su última sabatina la tomo como una condecoración al mérito. En tanto el Diario en Facebook sacó un memé con la foto de Correa rompiendo el Diario y la frase: "La Hora una Década ¡rompiéndola!".

26 ESTADOS REALIZARON OBSERVACIONES Y RECOMENDACIONES SOBRE LAS LIBERTADES DE
EXPRESIÓN,PRENSA Y ASOCIACIÓN DURANTE EL TERCER EXAMEN PERIÓDICO UNIVERSAL A ECUADOR

La situación de los Derechos Humanos de Ecuador fue evaluada, por tercera ocasión, en el Examen Periódico Universal (EPU) del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas, que se realizó en Ginebra el 1 de mayo de 2017. Durante la sesión, que duró 3 horas y media, 26 Estados emitieron observaciones y recomendaciones directamente relacionadas a la situación de la libertad de expresión, prensa y asociación en el país. De ese total, se registra que 12 Estados mostraron expresa preocupación por la libertad de asociación.

Canadá, México, Estados Unidos, Suiza, Costa Rica, República Checa y Bélgica observaron con preocupación la situación de la libertad de expresión y el trabajo de periodistas y medios de comunicación en el país, así como las restricciones al trabajo de las organizaciones en cuanto a la libertad de asociación. Fueron enfáticos en señalar las restricciones contenidas en la Ley Orgánica de Comunicación y en los Decretos Ejecutivos 16 y 739, solicitando expresamente su reforma o derogatoria, a fin de cumplir con los estándares internacionales contenidos en los instrumentos internacionales de Derechos Humanos. Alemania destacó además la criminalización de la protesta social,
debiendo revisarse también disposiciones del Código Orgánico Integral Penal como las figuras de ataque y resistencia, sabotaje y terrorismo.

Además, Estados como Australia, Botswana, Brasil, Estonia, Francia, Grecia, Irlanda, Italia, Liechtenstein, Montenegro, Holanda, Perú, República de Corea, Eslovaquia, España, Suecia, Ucrania y Reino Unido manifestaron su preocupación por las restricciones al ejercicio de las libertades de expresión y de prensa, las garantías al trabajo periodístico, la situación de las organizaciones de la sociedad civil y las amenazas y represalias que sufren activistas y defensores de derechos fundamentales.

La delegación del Gobierno Nacional estuvo encabezada por el Ministro de Relaciones Exteriores Guillaume Long y por varios ministros y secretarios de Estado, así como por la Vicepresidenta de la Asamblea Nacional, Rosana Alvarado, y la vocal del Consejo de la Judicatura, Karina Peralta. Long, en su intervención final aseguró que pareciera
que los Estados hablaron de un país distinto a Ecuador producto de la desinformación, que además es ocasionada por unas pocas organizaciones, financiadas desde el extranjero.

Hasta el miércoles 3 de mayo, el grupo evaluador conocido como Troika" (integrada por Bolivia, República de Corea y Costa de Marfil) laborará el informe con la evaluación y las recomendaciones recibidas durante el EPU. El viernes 5 de mayo tendrá lugar la sesión de adopción del informe en la que el Estado se pronunciará al respecto.

El Examen Periódico Universal (EPU) es un mecanismo del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, que permite evaluar cada 5 años la situación de Derechos Humanos de los 193 países miembros de Naciones Unidas y así promover avances en la materia. En 2012 Ecuador tuvo su segundo Examen en el que recibió 24 observaciones relacionadas con el derecho a la libertad de expresión, por parte de 18 Estados que mostraron su preocupación por la situación de este derecho fundamental.

Los Estados que emitieron sus observaciones y recomendaciones sobre la situación de las libertades de expresión, prensa y asociación en Ecuador fueron:

1.Bélgica, 2.Canadá,3.Botswana,4.Costa Rica,5.Brasil, 6.República Checa, 7. Estonia,8. Francia, 9. Alemania, 10. Grecia, 11. Irlanda, 12. Italia, 13. Liechteinsten, 14. México, 15. Montenegro, 16. Holanda, 17. Perú, 18. República de Corea, 19. Eslovaquia, 20. España, 21. Suecia, 22. Suiza, 23. Ucrania, 24. Reino Unido, 25. Estados Unidos, 26.Australia.


POR EL DÍA MUNDIAL POR LA LIBERTAD DE PRENSA, FUNDAMEDIOS RATIFICA LA VOLUNTAD DE DIÁLOGO


En 10 años, la libertad de expresión ha sufrido 2213 agresiones; los medios de comunicación han sido atacados en 1081 ocasiones y los periodistas, en 644. Estas cifras se traducen en el deterioro que ha sufrido este derecho fundamental durante la última década en el Ecuador, y que vale tomarlas en cuenta en este 3 de mayo, fecha en la que se conmemora el Día Mundial por la Libertad de Prensa, puesto que, "no existe democracia sin prensa libre".

Solo en este primer cuatrimestre del año, se han registrado 148 ataques a la libertad de expresión, siendo el mes de el más violento febrero, que coincide con la época electoral. Sin embargo, si comparamos con las cifras reportadas en el mismo cuatrimestre de 2016, el número de agresiones fue similar, aunque ligeramente mayor el año pasado, con un total de 160.

Las agresiones más recurrentes en este último cuatrimestre se han dado en el ámbito digital, que abarca la censura en Internet, hackeos y ciber acoso, con 29 casos; seguido por 23 casos de agresiones verbales y 19 por el uso abusivo del poder del Estado, lo que significa que cada vez, son más vulnerables los medios digitales y los ciudadanos que se expresan a través de redes sociales.

Esta primera radiografía del 2017 nos indica que el Estado, el encargado de promover y proteger la libertad de expresión, es el que más agrede, junto a los funcionarios públicos, puesto que las agresiones verbales siguen ocupando los primeros lugares, ahondando en el discurso estigmatizante en contra de medios y periodistas que han sido descalificados desde los enlaces presidenciales o cadenas nacionales.

En este 3 de mayo, Fundamedios ratifica la voluntad de diálogo con el Estado y todas las partes involucradas de la sociedad, con el fin de encontrar las vías idóneas para recuperar la libertad de expresión, un pilar fundamental de la democracia.

Para el efecto, la Organización, junto a la Asociación Ecuatoriana de Editores de Periódicos (AEDEP) y la Asociación Mundial de Periódicos y Editores de Noticias (WAN-IFRA) trabajaron en la denominada "Hoja de Ruta", un proyecto que tiene el objetivo de trazar una serie de acciones ejecutivas, legislativas, judiciales y de otros sectores de la sociedad con miras a recuperar la libertad de expresión en el país. Este documento fue entregado formalmente a los candidatos Lenín Moreno y Guillermo Lasso el pasado 1 de febrero y se espera que el nuevo gobierno acoja estas sugerencias, en su compromiso para promover y proteger este derecho fundamental.


LOS GOBIERNOS DEL CORREISMO, EL FRACASO DEL “SOCIALISMO DEL SIGLO XXI” Y LA NUEVA DEMOCRACIA EN EL ECUADOR
Jorge Moreno Ordóñez

I.- FINALIZA EL GOBIERNO DE RAFAEL CORREA - JORGE GLAS
CON FRACASO DEL “SOCIALISMO DEL SIGLO XXI” EN ECUADOR

La dictadura del CORREATO/CAPAYA deja como herencia un Ecuador en crisis. Terminó el gobierno de Rafael Correa “El Católico” y Jorge Glas. Deja al Ecuador hundido en una profunda crisis económica, política, social y moral. Es la crisis del Estado del Capitalismo Popular, instaurado en los 10 años del correismo. Es el fracaso del llamado “socialismo del siglo XXI” en Ecuador, doctrina fracasada también en la crisis de la Venezuela de Maduro, en el Brasil de Dilma Roussef o en la Argentina de los Krischner, ahora hundidos en el neoliberalismo.

El Ecuador que deja el gobierno de Rafael Correa – Jorge Glas:

Deuda externa e interna. El gobierno del Ecuador a mayo del 2017, queda son una deuda externa VERDADERA, de alrededor de $59.533 millones de dólares, es decir el ¡¡¡61% del Producto Interno Bruto!!! Cifras que Correa y sus secuaces las esconden…
La crisis fiscal y la caja vacía. Las arcas del Estado quedan sin dinero, ni para pagar sueldos, peor para pagar la enorme deuda externa. Y peor todavía, con todo el petróleo pre vendido a las empresas extranjeras hasta el año 2021.

El creciente desempleo y el alto costo de la vida que está por las nubes, con una canasta familiar cercana a los $700 dólares, mientras el sueldo básico está por los suelos, apenas en $375.

El gobierno de las “mentes lúcidas” sale demostrando que fue el gobierno más estúpido de la historia, que tiró a la basura la oportunidad de realizar el verdadero cambio que necesita el pueblo y la patria.

La mega corrupción. Rafael Correa – Jorge Glas, dejan como herencia una mega y escandalosa corrupción en todos los niveles del Estado. La próxima publicación de la lista de ODEBRECHT, seguramente mostrará la mega corrupción de todo el Estado Capitalista “Popular”, liderado por sus principales autoridades, con Rafael Correa y Jorge Glas a la cabeza. Para muestra bastan dos públicos botones: 1) La proclama de Rafael Correa defendiendo al ex Ministro de Electricidad Alecksey Mosquera, preso por coimas recibidas de ODEBRECHT, diciendo que esos dineros sucios no son por coimas, sino por “servicios profesionales particulares” del delincuente Mosquera; y, 2) La expedición del Decreto Presidencial N°1415 del 16 de mayo, apenas a OCHO días de finalizar sus funciones, dejando en libertad a Antonio Buñay, preso por sus delitos en la Corporación Financiera Nacional, delitos cometidos por orden del propio Rafael Correa, tal como lo delató el otro delincuente fugitivo en Miami Pedro Delgado, primo hermano de Rafael Correa y por quién en defensa de su “honestidad”, Rafael Correa dijo “que ponía las manos al fuego”. Antonio Buñay sabe mucho y tenía que ser liberado, porque sus delaciones pueden comprometer directamente al propio Correa.
El gobierno de las “manos limpias” sale con las manos más sucias de la historia. Robó todo, hasta la esperanza quienes ingenuamente creyeron en él.

El control de todas las funciones del Estado. El gobierno de Correa y Glas deja un andamiaje legal perverso, que pisotea los más elementales sentimientos democráticos de la población. Un ejército de funcionarios corruptos, serviles al gobierno corrupto de Correa y Glas, manipulan en su favor y en contra de los legítimos intereses del pueblo y la patria, todos los órganos del Estado: la Asamblea Nacional, las Cortes de Justicia, Fiscalía y Contraloría General del Estado, Comisión de Control y Participación Social, Consejo Nacional Electoral, las Superintendencias de Control y las demás funciones y órganos del Estado del Capitalismo Popular del correismo.
Con todo el “corazón ardiente” de la robolución ciudadana, y para cubrir su cobarde retirada y huida del país, Rafael Correa montó a última hora, varios hechos despreciables: La defensa de los delincuentes Alecksey Mosquera y Antonio Buñay; la condecoración al responsable del mega fraude electoral Juan Pablo Pozo; la aprobación de una guardia pretoriana pagada por el pueblo, para que le cuide sus espaldas; la pretendida Ley de Control de las redes sociales para silenciar al pueblo; la eliminación del pago de la bonificación a los jubilados; y por último, la elección de los nuevos Fiscal y Contralor correistas, para que le sigan encubriendo todos los delitos cometidos en 10 años de corrupción.

No podía ser peor la despedida de este sujeto, que no merece ni siquiera el sagrado odio del pueblo ecuatoriano, sino su desprecio.

En definitiva, el gobierno de Rafael Correa y Jorge Glas, que finalizó el 24 de mayo, deja un Ecuador hundido en la peor crisis de su historia.

Responsables directos de esa crisis son: Rafael Correa y Jorge Glas; los demás altos funcionarios del Estado a nivel nacional, provincial, municipal, que en su mayoría, son los nuevos ricos del Ecuador. Responsables directos son también, el Movimiento Alianza País y el llamado Frente Unidos, integrado por varias organizaciones corresponsables y beneficiarias del caos reinante. ¡PROHIBIDO OLVIDARLOS!

La ceremonia del cambio de mando del 24 de mayo en la Asamblea Nacional, fue el escenario para encubrir la crisis del Ecuador y a sus principales responsables y beneficiarios.

Fue ridícula y llorosa la despedida de los adulones a Rafael Correa, el Comandante en Jefe de todos los poderes del Estado y de la banda de delincuentes (a) Los Capayas. El Ecuador fue obligado a soportar la tortura de la última de las repudiadas sabatinas del correato, con la puesta en escena de una tragicomedia circense parlamentaria. Cánticos quinceañeros de “nunca te voy a olvidar”, con llorosas viudas y viudos alegres, despidiendo al ex presidente, que deja al Ecuador en quiebra. Según el grito pelado de uno de los esbirros: “es solo un pequeño descanso Rafael…”. Y todo, qué vergüenza, en el mismo escenario de la Sesión Solemne de la Asamblea Nacional y en presencia de mandatarios visitantes y de todo el cuerpo diplomático. ¡Qué horror…! ¡Qué vergüenza nacional!

Lo más grave del circo fue, que Rafael Correa ¡¡¡NO CUMPLIÓ CON SU OBLIGACIÓN COSTITUCIONAL DE INFORMAR AL ECUADOR SOBRE SU GESTIÓN EN EL PERÍODO 2013-2017 Y DE CÓMO DEJA EL ECUADOR AL FINALIZAR SU PERIODO!!! Correa tenía la obligación de informar y explicar la quiebra económica, política y moral que deja como herencia. Citar cifras oficiales sobre la multimillonaria deuda externa y la caja vacía de dinero para pagarla, entre otras cosas de trascendencia nacional. PERO NO LO HIZO, NO DIJO UNA SOLA PALABRA. SE QUEDÓ MUDO.

Se limitó a poner la banda presidencial a su sucesor y a entregar a su empleado José Serrano, un libraco de lo que dice que ha hecho “en los últimos 10 años”, sin decir una sola palabra de sus responsabilidades de gobierno en el período 2013-2017 y de cómo entrega el Ecuador a su sucesor.
¿Y por qué Rafael Correa no dijo UNA SOLA PALABRA DE SU INFORME EN LA ASAMBLEA NACIONAL…?

La única explicación lógica es, porque si hablaba, tenía que explicar el “Ecuador boyante”, con la “mesa tendida” que según él deja, farsa que la ha venido repitiendo y desinformando por todas partes, pero que no la repitió en la Ceremonia del cambio de mando. Se quedó mudo, porque de inmediato tenía que escuchar la reacción del presidente entrante Lenin Moreno, a quién sólo le quedaban dos opciones: La primera, aprobar u otorgar con el silencio el poema de Correa sobre el “Ecuador boyante”, la “mesa tendida” y las cifras mentirosas de Correa, lo que era ponerse la soga al cuello con el peso de la crisis del Ecuador que queda; o, la segunda, Lenin Moreno tenía que desmentir dichas cifras y hablar sobre la verdadera y grave crisis que recibe.

La única forma de salir del enredo era QUÉ CORREA SE QUEDE MUDO, porque “en boca cerrada no entran las moscas…”. Los hechos saltan a la vista y revelan el acuerdo previo en el Palacio de Ladrondelet, entre el entrante y el saliente de Alianza País, para ocultarle al pueblo la verdad.

El trabajo sucio de presentar una caricatura del Informe de Labores 2013-2017 de Correa, lo hizo el Presidente de la Asamblea Nacional José Serrano. Fue una abierta violación de la Constitución de la República, que dispone la separación e independencia de funciones del Estado. Serrano alabó hasta el cansancio la gestión de Rafael Correa, “El Católico”. Pretendió ocultar el público fracaso de la “robolución” ciudadana del llamado socialismo del siglo XXI. Subió varias veces a Correa hasta las nubes rosadas de las cortes celestiales del correato, próximas a la beatificación, llegando al ridículo de compararlo con el Comandante Ernesto Che Guevara. Serranito, mostró de medio cuerpo entero, su verdadera y triste condición de simple sacristán, mandadero de Monseñor y vulgar títere chillón del correato, con rango de Presidente de la Asamblea Nacional. Denigró la alta representación que ostenta, dejando en ridículo al primer poder del Estado. ¡Qué pena y vergüenza para la historia parlamentaria nacional!
Rafael Correa salió MUDO y lloroso de la Asamblea Nacional, sin cumplir con su obligación constitucional de informar a la nación. Una vez descendido del trono, de las nubes rosadas de su dictadura, fue a parar con “bronquitis” (de bronca), al Hospital del IESS, al que hace pocos meses había robado los sagrados fondos patrimoniales de los afiliados, para pagar las deudas originadas por el despilfarro y la corrupción de su gobierno.

El tiempo es el mejor juez. Mañana, cuando haya la justicia verdadera, la del pueblo, seguramente se impondrá justicia. Rafael Correa “El Católico”, Comandante en Jefe de todos los poderes del Estado Capitalista Popular en bancarrota, ideólogo supremo del fracasado “socialismo del siglo XXI” en el Ecuador; dueño de 15 “Honoris Causa”, de dudosa y cuestionada valides, y por sobre todas las cosas, Comandante en Jefe de la banda de delincuentes (a) Los CAPAYAS, que ha robado miles de millones de dólares del pueblo y la patria, deberá tener como merecido destino final, la cárcel y el basurero de la historia.
¡Que así sea!

La triste historia de los últimos cuarenta años de vida republicana se repite. Cada gobierno que sale ha dejado al Ecuador en crisis, hecho pedazos. Y cada gobierno que entra, ofrece que todo va a cambiar, para luego volver a hacer lo mismo y terminar igual. Así como hoy, fueron igual cuando terminaron o empezaron los gobiernos de la vieja partidocracia corrupta de Oswaldo Hurtado (Democracia Cristiana), León Febres Cordero-Blasco Peñaherrera (Social Cristiano), Rodrigo Borja (Socialdemócrata), Sixto Durán Ballén-Alberto Dahik (Socialcristianos remozados), Abdalá Bucaram (populismo), Jamil Mahuad y Gustavo Noboa (Democracia Cristiana), Lucio Gutiérrez y ahora Rafael Correa y Jorge Glas (Democracia Cristiana del siglo XXI).
Siempre fue así, en los últimos 40 años, un “Ultimo día de despotismo y primero de los mismo”.

II.- EL GOBIERNO DE ALIANZA PAÍS DE LENIN MORENO - JORGE GLAS Y SUS PERSPECTIVAS

La posesión de Lenin Moreno y Jorge Glas, como Presidente y Vicepresidente de la República (2017-2021) es la continuación del gobierno del correismo, de Alianza País y el Frente Unidos. Es decir, de los mismos responsables de la crisis que hoy sufre el Ecuador. Es un “Último día de correismo y primero de los mismo”… solo que con otro estilo: en vez de gritos, palabras pausadas; en vez puño cerrado, la mano extendida, pero con el mismo proyecto político, con el mismo programa de gobierno fracasado.
Como sabemos, los nuevos mandatarios son fruto del mega fraude electoral 2017, ejecutado contra la voluntad de la mayoría de ecuatorianos. En la primera vuelta electoral, el binomio Moreno-Glas, solo tuvo el 38% de los votos válidos. Ese es el verdadero respaldo electoral con el que cuentan. Los votos que sumaron en la segunda vuelta electoral, son votos en contra de la opción neoliberal de Lasso, antes que a favor del continuismo correísta. Así como los votos que sumó Lasso en la segunda vuelta, no son a favor de él, sino en contra del continuismo de la dictadura del Correato.

El 90% de los ecuatorianos, quiere un cambio de fondo en el Ecuador, por encima de uno u otro de las opciones de los responsables de la crisis.

El discurso de Lenin Moreno, en la ceremonia de posesión del 24 de mayo en la Asamblea Nacional, fue un evidente reproche a muchas de las políticas y acciones del gobierno de su antecesor Rafael Correa, gobierno del cual él también fue parte. Evidenció claramente las diferencias de forma entre ambos gobernantes.

Varias son las propuestas iniciales del gobierno de Lenin- Moreno Jorge Glas: Habló de la mano extendida y el dialogo con todos. El impulso a un proceso de cambios en el agro (que ha estado olvidado y abandonado durante los diez años del correato. El Plan “Toda una vida” en reemplazo de la Secretaria del “Buen vivir”. La Conformación de un Comité de Coordinación de la Producción y Tributación para dar prioridad a la empresa privada. La continuación del cambio de la matriz productiva, que no asoma por ninguna parte. La renegociación de la deuda externa, de la multimillonaria deuda contraída por el mismo gobierno, en pésimas condiciones con elevados intereses. La construcción de 325.000 viviendas para los pobres y generación de plazas de trabajo, que tanta falta hacen para cubrir el creciente desempleo heredado. La participación de la gente de los diversos sectores de la sociedad en la elaboración de las leyes y decisiones fundamentales del Estado, que han sido marginadas por la política de imposiciones sectarias desde el ejecutivo. El plan de austeridad en reemplazo del millonario derroche y despilfarro de los fondos públicos del correato. La eliminación de las cansinas y costosas sabatinas y con ellas de la hemorragia de insultos y ofensas semanales. El respeto a los medios de comunicación social y relaciones cordiales con ellos, así como las reformas a la cuestionada Ley de Comunicación, en vez del atropello a la libertad de expresión y de prensa de su antecesor. La publicación de la lista de corruptos de ODEBRECHT, que hasta hoy se mantiene en la obscuridad, con un silencio cómplice del gobierno. El combate a la corrupción de ayer, hoy y mañana, que durante diez años ha inundado hasta los cimientos del Estado. Entre otras cosas.

En todas ellas hay evidentes cuestionamientos al antecesor y propuestas de rectificaciones a la acción de los diez años del correato. Más, los problemas estructurales, de fondo, de la sociedad, siguen intocados.

Los anuncios de estas medidas han sido aceptados por diversos sectores de la opinión pública. Esperan que, si se llevan la práctica, sean un “alivio” para los grandes dolores que soporta el pueblo y la patria, como consecuencia de los diez años del correismo. Esperemos que así sea y de inmediato. Que se pase de las palabras a los hechos. Porque el pueblo y la patria lo que necesitan y exigen de sus gobernantes, son hechos y no palabras. Necesitan y exigen cambios profundos en la sociedad y en la vida de la población en general.

Pero el problema de fondo es la terrible crisis del Estado que continúa hasta el momento y se profundiza, sin solución ni salida a la vista.

Tenemos que ver la vida, la sociedad ecuatoriana y la acción del gobierno, tal como es y no de otra manera. Todos los gobernantes de la partidocracia corrupta del ayer y los de la partidocracia corrupta de ahora, han fracasado. Han sido incapaces de dar una verdadera solución a la crisis. Se han limitado a maquillajes demagógicos y en el caso del correato, al derroche y despilfarro de los recursos en abundante y bien pagada burocracia dorada y en obras faraónicas, innecesarias, cargadas de millonarios sobreprecios y corrupción.

El Presidente Lenin Moreno, aparte de ser uno de los miembros de Alianza País a la cabeza del gobierno, es cautivo de todo el andamiaje perverso montado en los últimos diez años por el correato. Hay una realidad muy clara: el correato mantiene el control y manipula todos los órganos fundamentales del Estado: la mayoría en la Asamblea Nacional, Judicatura, Fiscalía, Corte Constitucional, Consejo Nacional Electoral, Comisión de Control y Participación Ciudadana, Superintendencias y demás órganos del poder público.

En esas circunstancias ¿Qué combate a la corrupción y sanción a los corruptos puede haber con un Fiscal, Contralor y jueces montados por el correato a su servicio?´

¿Qué fiscalización seria y efectiva puede realizar la Asamblea Nacional si la mayoría de sus integrantes son parte del correato, fruto del mega fraude electoral 2017?

¿Qué solución a la crisis económica puede haber si la caja está vacía, y por el contrario, hay una multimillonaria deuda externa e interna que pagar; si no hay ingresos petroleros porque todo el petróleo está pre vendido hasta el año 2021 o más…?

¿De dónde van a sacar el dinero que se necesita para pagar las deudas, y más que nada para atender las necesidades de la gente y del progreso nacional?
Son preguntas claras que merecen respuestas claras, concretas, directas y prácticas. Respuestas con hechos, porque las palabras, los bonitos versos y cánticos no son suficientes para resolver la crisis. Lo que sirven son las políticas y acciones correctas, los hechos, las realidades. Como dice la sabiduría popular “Amanecerá y veremos, dijo el ciego”.

III.- LA SOLUCION POPULAR A LA CRISIS:
UNA NUEVA DEMOCRACIA PARA UN NUEVO ECUADOR

La crisis que hoy soporta el Ecuador, tiene como causa fundamental el fracaso del modelo del “socialismo del siglo XXI”, de los diez años del gobierno correísta, que es una parte del caduco sistema capitalista imperante. La crisis de los anteriores treinta años, fue consecuencia del fracaso del modelo privatizador neoliberal, de los gobiernos de la vieja partidocracia corrupta. El sistema imperante se ha mantenido unas veces con modelos neoliberales, con primacía de las privatizaciones, del imperio de las empresas capitalistas privadas. Y otras veces, con modelos desarrollistas, reformistas, como el modelo del capitalismo popular del correato, llamado modelo del “socialismo del siglo XXI”, en el que ha predominado la incipiente estatización capitalista de las empresas.
Ambos modelos, que son parte del mismo sistema capitalista imperante, HAN FRACASADO. YA NO SIRVEN. HAN DEMOSTRADO QUE NO DEBEN SEGUIR, QUE NUNCA MÁS DEBEMOS VOLVER A ELLOS, porque han significado desempleo, hambre, corrupción, atropello a los más elementales principios democráticos.

La crisis que soporta el Ecuador, tiene responsables y beneficiarios directos. Son personas de carne y hueso, hombres y mujeres con nombres y apellidos. Así, los responsables de la crisis de hoy, son los que han gobernado hasta hoy, desde hace diez años: Rafael Correa, Lenin Moreno, Jorge Glas, Presidente y Vicepresidentes de la República; Gabriela Rivadeneira, Roxana Alvarado y Marcela Aguiñaga, Presidente y Vicepresidentes de la Asamblea Nacional, junto con el bloque de aplasta botones; Gustavo Jalkh, Presidente de la Judicatura, junto al pelotón de jueces venales como Lorena Collantes; los diversos ministros de Estado como Carlos Pareja Yanuzelli de Hidrocarburos, Alecksey Mosquera de Electricidad y el resto; los Gerentes de PETROECUADOR como Alex Bravo y Marco Calvopiña; las autoridades del Banco Central como Pedro Delgado y de la Corporación Financiera Nacional como Antonio Buñay; las autoridades de “Control” como el Fiscal Galo Chiriboga y el Contralor Carlos Pólit, para citar solo unos pocos, de la larga lista de personajes siniestros, conspicuos protagonistas de esta obscura etapa de la vida republicana, que hasta ahora no encuentra una luz al final del túnel.

Así mismo, los responsables de la crisis del Ecuador de treinta años atrás, son los gobernantes de la época, representantes de la vieja partidocracia corrupta: los gobiernos de Oswaldo Hurtado Larrea, León Febres Cordero, Rodrigo Borja Cevallos, Sixto Durán Ballén-Alberto Dahik, Abdalá Bucaram Ortiz, Fabricio Alarcón, Jamil Mahuad, Gustavo Noboa, Lucio Gutiérrez y otros que son parte de la triste historia del Ecuador y cuyos nombres también están esculpidos, en letras de alto relieve, en el muro de la ignominia nacional.

Las alternativas y propuestas de solución a la crisis.
Ante el fracaso del correato y su “socialismo del siglo XXI”, los diversos grupos de responsables de la crisis de hoy y ayer, nuevamente vuelven a plantear sus viejas e inútiles alternativas para enfrentar la crisis, siempre en su propio beneficio.

Unos y otros ya fracasaron, vuelven a fracasar y volverán a fracasar, porque no tocan la esencia del problema que es el sistema imperante.

El Gobierno del correismo, bajo la presidencia de Lenin Moreno-Jorge Glas, ya anunciaron sus medidas, dirigidas a volver a la situación de antes de las brutalidades cometidas por Correa; tratando de apuntalar siempre, el calicanto del “socialismo del siglo XXI” que falsea. Por su parte, las propuestas de los responsables y beneficiarios de la crisis del ayer, los grupos Neoliberales de Laso CREO/SUMA, Socialcristianos de Nebot, Alberto Dahik y otros, claman porque el Ecuador regrese al seno del Fondo Monetario Internacional, Banco Mundial y demás organismos internacionales subordinados a los intereses de EE. UU. de América y la Unión Europea.

Estas dos propuestas ideológico-políticas: las de los impulsores del “socialismo del siglo XXI” y las de los impulsores del retorno al neoliberalismo, están ligadas a la geopolítica mundial: Los del “socialismo del siglo XXI, ligados al bloque imperial mundial de Rusia, China, Irán, la India y otros países capitalistas, así como al desarrollista Foro de Sao Pablo. Y los otros, los del retorno al neoliberalismo, están ligados al otro gran bloque imperial mundial de EE.UU., Gran Bretaña, la Unión Europea y otros.

El Ecuador no puede estar perdido como ciego en balacera, en medio de las disputas criminales de estos grandes bloques imperiales mundiales, enfrentados entre sí, en disputa cada día más violenta, por el control hegemónico del mundo, como verdaderos incendiarios de la tercera guerra mundial, que tiene como anticipo y un claro ejemplo, la tragedia genocida en Siria.

Los responsables de la crisis, sean de un grupo o del otro, no son solución para la crisis en favor del pueblo ecuatoriano. Como gobernantes en los últimos cuarenta años, ya han demostrado en los hechos, que son incapaces de resolver la crisis, que se sirven de ella para sus negocios y negociados, para enriquecerse más, a costa de los sufrimientos de las mayorías y del atraso del país.

Toca a las víctimas directas de la crisis, al pueblo ecuatoriano, a los trabajadores de las ciudades y campos, que son la mayoría, buscar una solución a la crisis por su propia cuenta y en su propio beneficio. Esos trabajadores y ese pueblo, liberados de las cadenas de sus verdugos, e independientemente de ellos, tienen que marchar por su propio camino, pensando con su propia cabeza y trabajando con sus propias manos, para elaborar una propuesta válida para resolver la crisis en su propio beneficio y en beneficio nacional. Nunca más deben estar a la cola de los responsables de su miseria y opresión. Deben ponerse a la cabeza de su propio destino.

Las propuestas de los demócratas y patriotas, del pueblo y los trabajadores ecuatorianos, de solución a la crisis, deben ser en beneficio propio y de las mayorías. Deben orientarse a terminar con el viejo país, la vieja democracia del correato y su fracasada “robolución ciudadana del “socialismo del siglo XXI” y dirigirse a construir una Nueva Democracia y un Nuevo Ecuador. Deben contemplar, entre otros, los siguientes puntos básicos:

1. Impulsar la inmediata Convocatoria a Consulta Popular, para la instalación de una nueva Asamblea Nacional Constituyente, que es la única vía constitucional para salir del caos que soportamos, para que desmonte el perverso modelo del “socialismo del siglo XXI”, capitalista de estado, del correato corrupto; y, en segundo lugar, para que el pueblo se pronuncie por la finalización del periodo de todos los funcionarios del correato corrupto y vende patria, en los diferentes órganos del estado. Esta convocatoria debe fruto de los consensos, de una acción colectiva de todos los sectores sociales y políticos del Ecuador, interesados en ese proceso de cambio, y no de la manipulación de ninguna persona o grupo para sus fines politiqueros;

2. Construir un nuevo y moderno Movimiento o Partido Político Nacional, que nos represente legítimamente, que una, organice y dirija a los trabajadores y a todo el pueblo, en la construcción de una Nueva Democracia y un Nuevo Ecuador. Tiene que ser algo nuevo, fresco, moderno, radicalmente distinto a los politiqueros del pasado y del presente, que recoja los verdaderos anhelos de cambio y nos dirija certeramente al cambio de la sociedad;

3. Conformar el más amplio FRENTE POLITICO DE SALVACIÓN NACIONAL, QUE UNA A TODAS LAS FUERZAS DEMOCRÁTICAS Y PATRIOTICAS DEL ECUADOR, INTERESADAS EN EL VERDADERO CAMBIO SOCIAL, QUE NOS PERMITA TRABAJAR Y LUCHAR JUNTOS, PARA CONTRUIR CON NUESTRAS PROPIAS MANOS E INTELIGENCIA, LA NUEVA DEMOCRACIA Y EL NUEVO ECUADOR QUE NECESITAMOS.

4. Frente a la coyuntura del recién posesionado gobierno de Alianza País, encabezado por Lenin Moreno y Jorge Glas, DEMANDAR HECHOS Y NO PALABRAS: demandar el cumplimiento de sus ofertas electorales, que sean de beneficio popular y nacional, y combatir las que vayan en contra de ellos. Acoger la mano extendida y el diálogo anunciado por el Presidente Lenin Moreno, sobre la base de la inmediata solución a los problemas y atención a las necesidades básicas de la población: trabajo para todos; alza general de sueldos y salarios, acorde con el alto costo de la vida; un verdadera transformación agraria, agropecuaria, agroindustrial y agroecológica; salud, educación y vivienda de calidad para todos; devolución del IESS, ISSFA, ISSPOL a sus legítimos dueños los pensionistas y jubilados; libertad para todos los presos y perseguidos políticos del correato; atención a los reclamos de los diversos sectores populares de trabajadores, campesinos, indígenas, montubios, negros, jubilados y pensionistas, estudiantes, maestros y profesionales, artesanos militares y policías, y demás sectores de la población que reclaman soluciones y justicia. Impulsar desde el pueblo una profunda fiscalización y sanción ejemplar a los responsables de todos los actos de corrupción, atropellos ciudadanos y traición a la patria. Cárcel para los corruptos, responsables de la crisis. Entre otras de las muchas aspiraciones postergadas del pueblo ecuatoriano y la nación toda.

COMPATRIOTAS:

El Ecuador necesita de todos nosotros. Nos llama a una participación activa para resolver la crisis en beneficio del pueblo y la patria y no de los mismos de siempre. La nueva coyuntura política y económica que empezó el pasado 24 de mayo, demanda de todos nosotros una participación política, inteligente, responsable, activa, con iniciativas positivas, con flexibilidad en las formas y firmeza en la defensa de los sagrados intereses del pueblo y la patria. Asumamos responsable y conscientemente, esa histórica responsabilidad de terminar con el viejo país y la vieja democracia y avanzar en la construcción de una Nueva Democracia y un Nuevo Ecuador.

Jorge Moreno Ordóñez